jueves, 4 de agosto de 2016

NUEVAS ADQUISICIONES JULIO-AGOSTO 2016

A la Comunidad de la Facultad de Música

Hacemos de su conocimiento las nuevas adquisiciones de la Biblioteca “Cuicamatini”, correspondiente los meses de julio.Agosto.

LIBROS


Etnomusicología


Sterne, Jonathan. The audible past : cultural origins of sound reproduction.-- Durham : Duke University Press, c2003  [TK7881.4 S74]

The sound studies reader / edited by Jonathan Sterne -- London : Routledge, 2012 [TK7881.4 S695]

Música y mitología


 Imaginarios musicales: mito y música / Blanca Solares editora.-- México: Universidad Nacional Autónoma de México,   2015. — 2 volúmenes (ML3849 I53)

Piano


Podzharova, Elena. Guía de ejercicios para pianistas y guitarrista.-- México, D.F. :   Universidad de Guanajuato ;   Editorial Itaca,   2015



PARTITURAS

Clarinete



Harvey, Paul. Fantasia in one movement: 4 Bb clarinets.—London: Boseey & Hawkes, ©1973 [M457.2 H37 F35 1973]

Oboe


Copland, Aaron. Copland for oboe.-- New York : Boosey & Hawkes, c1997. [M68 C66 C66 1997]

Dorati, Antal. Cinq pieces pour le hautbois. -- New York : Boosey & Hawkes, c1981. [M67 D67 C55 1981]

----------. Duo concertante ; Oboe & piano. -- [New York] : Boosey & Hawkes, c1991. [M246 D67 D86 1991]

Elgar, Edward. Soliloquy : movement from a projected suite (1930), for solo oboe with piano accompaniment / edited by R.H. Kay and E.C. Kay based on Elgar's manuscript short score and the orchestral arrangement by Gordon Jacob. -- Hambrook, Ledbury : Acuta Music, c1996 c2000 [M247.2 E54 S65 2000]

Fibich, Zdeněk Poème, : aus der Idylle "Am Abend" = from the idyll "At twilight" : Op. 39. -- Mainz : Schott, 2007 [M246 F53 Op. 39 2007]

Giazotto, Remo. Adagio in sol minore per archi e organo : su due spunti tematici e su un basso numerato di Tomaso Albinoni / transcrizione per oboe e pianoforte di Vilmo Leskò -- Milano : Ricordi, c1973. [M247 G53 A33 1973]

Hand, Colin. Aria and giga : for oboe and piano. -- London : Schott, c1973 [M246 H34 A75 1973]

Koechlin, Charles. Quatorze Piecespour hautbois, hautbois d’amour, cor anglais et piano: volumen 2.—Paris: Editions Max Eschig, ©1981 [M246 K64 Op. 179 1991]

----------. Sonate opus 58: pour piano & hautbois. -- Paris : Max Eschi, ©1981. [M246.1 K64 Op. 58 1981]

Ravel, Maurice. Sonatine pour hautbois & piano & Transcription de David Walter.—Paris: Durand, ©1992 [M247.1 R38 S65 1992]

Szalowski, Antoni. Sonatine pour hautbois et piano.-- Paris: Amphion, ©1948. [M246.1 S93 S65 1948]

TESIS

Licenciatura

Canto

Cuesta Flores, Jade Belen. Obras de: Johann Sebastian Bach y Giovanni Battista Pergolesi /  asesor Elías Morales Cariño.—2016 [T2016 C84 O37]

Eguiarte Guevara, Cecilia. Les Nuits d´été y arias/conjuntos de ópera en italiano /  asesorres Elías Morales Cariño, Zulyamir Lopezríos.—2016 [T2016 E48 N85]

Rodríguez Torres, Arturo. Notas al programa / asesor Alfredo Mendoza Mendoza.--2001. [T2001 R637 N67]

Servín Morales, Laura Isabel. Estudio critico de dos documentos musicales en torno a la fundacion de la facultad de musica / asesor Maria Esther Aguirre Lora --  2006 [T2006 S47 E77]

Composición

Gil Esteva, Marco Alejandro.  Notas al programa / asesor Leonardo Coral García --  2016 [T2016 G55 N67]

Educación musical



Martínez Miranda, Alondra Mariela. Análisis y aportaciones de las propuestas metodológicas elaboradas por Emile Jaques-Dalcroze, Carl Orff y Edgar Willems: conciliación de sus fundamentos con el programa de educación preescolar / asesor Patricia Arenas y Barrero.—2016 [T2016 M36 A53]



Miramontes Téllez, José de Jesús. Técnica vocal y técnica coral orientada a estudiantes de la Escuela Nacional para Maestras de Jardines de Niños /  Actividad de Apoyo a la Docencia; asesor Patricia Arenas y Barrero.— 2016  [T2016 M57 T43]



Pandura Águila, Iván Manuel. Improvisación, una herramienta para la educación musical / asesora Martha Gómez Gama.— 2015 [T2015 P35 I56]

Reyes Guadalupe, Imelda. Manual infantil de iniciación a la musicografía braille / asesor Adriana Sepúlveda Vallejo..— 2016 [T2016 R49 M35]

Santamaría Alarcón, Israel.  La música tradicional de la Banda de Tlayacapan / asesora Violeta Cantú Jaramillo.— 2015 [T2015 S354 N67]

Etnomusicología

Reyes Zúñiga, Lénica.  En-canto de sirenas: la petenera / asesor Gonzalo Camacho Díaz --  2008 (T2009 R49 E53]

Reynoso Rique, Cecilia. El proceso creativo de la Pirekua: un estudio de caso / asesor Gonzalo Camacho Díaz --  2011 [T2011 R495 P76]

Salas Cassy, Erika. ¡Teque, teque, lindo zarambeque! : el zarambeque como fenómeno de transculturación en la Península Ibérica y la América ibera /  asesor Rolando Antonio Pérez Fernández.— 2011 [T2011 S34 T47]

Instrumentista

Flauta transversa

Fernández Méndez, Arturo. Notas al programa / asesores Marco Alejandro Sánchez Escuer, Leonardo Mortera Álvarez.—2016 [T2016 F475 N67]

Martínez Miranda, Gabriela. Notas al programa / asesor Gabriela Villa Walls --  2015 (T2015 M375 N67)

Contrabajo


 Ramón Celis, José Gilberto. El concierto para contrabajo no. 18 en Do menor de Johann Matthias Sperger: edición crítica del manuscrito encontrado en la Landes Bibliothek Mecklenburg-Vorpommern en Schwerin, Alemania / asesor Luis Rojas Roldán.—2015 [T2015 R34 C65]

Guitarra

Gyves Gómez, Bertha de. Notas al programa / asesor Enrique O. Flores Gutiérrez --  2016 [T2016 G98 N67]

Percusiones

Almaraz Pérez, Rafael. Obras de: Mona Ahdab, Carlos Jobim, Jeff Queen, John Psathas, Iannis Xenakis / asesoras Gabriela Dolores Jiménez Lara, María Concepción Morán Martínez.—2016 [T2016 A55 N67]



 Pérez Tapia, Martha Alicia. Notas al programa / asesores Samuel Pascoe Aguilar, Juan Gabriel Hernández Calderón.— 2015 [T2015 P47 N67]

Violonchelo

Sotelo López, José María.  Notas al programa / asesores Ignacio Mariscal Martínez, Samuel Pascoe Aguilar --  2016 [T2016 S67 N67]

Piano



Padilla Romero, Andrea. Notas al programa / asesor Gustavo Delgado Parra.—2015 [T2015 P33 N67]


Maestría

Cognición musical

Silva Olivera Toro, María Fernanda. La influencia de la música en los procesos de lectura / tutor principal de tesis Enrique Octavio Flores Gutiérrez.—2015 [TM2015 S55 I54]

Educación musical

Muciño, Guerra, Helena. El efecto de un entorno musical en el desarrollo de las habilidades de atención conjunta en Alex, una persona con autismo / tutora principal de tesis Patricia González Moreno.—2015 [TD2015 M44 R45]



 Servín Morales, Laura Isabel. Los profesores de música de secundarias públicas en el D.F. : un primer acercamiento a su trabajo docente y sus representaciones sociales / tutor principal de tesis Luis Alfonso Estrada Rodríguez --  2015 [TM2015 S47 P76]

Etnomusicología



Reyes Zúñiga, Lénica.   La petenera en México: hacia un sistema de transformaciones / tesis que para obtener el grado de Maestro en Música en Etnomusicología, presenta Lénica Reyes Zúñiga ; asesor Gonzalo Camacho Díaz --  2011 [TM2011 R49 P47]

Reynoso Rique, Cecilia. Una propuesta de caracterización musical de la pirekua / tutor principal de tesis Enrique Fernando Nava Lópe.—2015 [TM2015 R49 U53]

Salas Cassy, Erika. El zarambeque y sus fuentes en los siglos XVII y XVIII: : Edición crítica / tutor principal de tesis Antonio García de León Griego.—2015 [TM2015 S35 Z37]

Victoria Martínez, César. Con regocijo y contento a este fandango he llegado : identidad, cosmovisión y ritualidad en torno a la festividad del fandango en San Carlos Yautepec, Oaxaca /  tutora principal de tesis Georgina Flores Mercado.—2016 [TM2016 V53 C65]

Interpretración

Canto


Navarro Agraz, María Teresa. El empleo de técnicas de extensión vocal en los cuatro libros de madrigales de George Crumb sobre poesía de Federico García Lorca / tutora principal de tesis María del Consuelo Granillo González --  2015 [TM2015 N38 E56]

Rodríguez Torres, Arturo. La selección del repertorio, la evaluación del aprendizaje y la actualización de planes de estudios para la carrera de Canto / tutor principal de tesis Juan Hugo Barreiro Lastra --  2015 [TM2015 R63 S45]

Musicología


Solorio Farfán, Hirepan. Máscaras de modernidad: Prácticas e instucionalización musical en la región Michoacán 1880 – 1928 / tutor principal de tesis Margarita Muñoz Rubio.—2015 [TM2015 S65 M37]

Tecnología musical

Gómez Elizondo, Jorge Eduardo. Intersecciones entre la nueva media, composición asistida por ordenador y obra pre-informática de Xenakis : implementaciones de Analogique A y CAO en supercollider / tutor principal de tesis Roberto Morales Manzanares.—2016 [TM2016 G65 I57]


Doctorado

Composición

Mejía Serrano, Manuel. Relación tímbrica y diversidad de afinación en composición musical: sistema comparativo relacional para agrupación de instrumentos Xenarmónicos en Latinoamérica / tutor principal de tesis Antonio Baldassarre, Manuel Rocha Iturbide --  2015 [TD2015 M44 R45]

Esthétique Sciencies et Technologie des Arts

Nieto Jara, Velia Soledad. Recherche-Création dans L'ouvre de Julio Estrada /Doctorat en Esthétique Sciencies et Technologie des Arts Spécialité Musique de Veloa Nieto ; Directeur de Recherches Éveline Andréani..—1999 [T1999 N54 R43]

Etnomusicología

Reyes Zúñiga, Lénica.   Las malagueñas del Siglo XIX en España y México : historia y sistema musical / tesis que para obtener el grado de Doctorado en Música, presenta Lenica Reyes Zúñiga ; tutor principal de tesis Gonzalo Camacho Díaz --  2015 [TD2015 R49 M35]

Interpretración

Canto

Pereda Rodríguez, Blanca Catalina.  Diálogos en soledad: voz y subjetividad femenina en cinco monodramas contemporáneos (o seis) / tutora principal de tesis Susana González Aktories --  2015 [TD2015 P47 D53]



Si desean consultar las referencias completas, consultar los catálogos correspondientes en la siguiente dirección:


http://athenas.enmúsica.unam.mx:8991/F


Para dudas o sugerencias, favor de escribir a

cuicamatini@gmail.com


También visítanos en nuestro facebook:


Biblioteca Cuicamatini/ENM/ UNAM


Si desea conocer las novedades bibliográficas en todo el sistema bibliotecario de la UNAM, consulta la siguiente liga


http://132.248.9.32/alerta/alerta.php


Atte
María del Consuelo García Martínez
Técnico Académico
Coordinación de Acervos Musicales
FaM UNAM


miércoles, 8 de junio de 2016

Mitos y Realidades sobre los Riesgos Biológicos en el Manejo de Libros Antiguos

Introducción

Durante el tiempo que llevo trabajando en la Biblioteca Cuicamatini de la Facultad de Música de la UNAM, he escuchado en múltiples ocasiones, un mito urbano en el que afirman que: “Ha habido personas que han muerto por hongos”; en un principio tan sólo me concreté a escuchar, pues, al final de cuentas, no contaba con los fundamentos para afirmar o negar dicha aseveración.

Sin embargo el tiempo ha transcurrido y dicho mito urbano sigue circulando por los pasillos, lo que casi nadie sabe es que de 1994 a la fecha, las diferentes administraciones de la Biblioteca Cuicamatini han tenido la precaución de realizar fumigaciones profundas para papel contratando empresas especializadas, estas desinfecciones, por sus características especiales, no se han hecho de manera constante, pero las precauciones que se han tomado han sido varias, como por ejemplo:

• No admitir material con humedad
• Detección constante de irregularidades para, en su caso, aislar y dar de baja el material contaminado.

Lo anterior como medidas necesarias para que no se contagie el resto del acervo.

A continuación les comparto la opinión del Maestro en Ciencias en Salud Ocupacional, Seguridad e Higiene, Rafael García Martínez en cuanto a factores físicos que influyen en la formación de agentes biológicos dañinos para  la salud del personal y las Medidas de prevención necesarias.

María del Consuelo García Martínez
Licenciada en Bibliotecología
Técnico Académico



Factores Físicos que influyen en la formación de Agentes Biológicos dañinos para la Salud del Personal


Los factores ambientales – temperatura, humedad, luz y contaminación atmosférica – son los responsables, en muchos casos, de alteraciones de tipo físico-químico y biológico.

De todos los factores ambientales, el más importante respecto a su control para la conservación de los materiales de archivo es la humedad. Es quizá el factor que presenta una mayor dificultad para el mantenimiento de su estabilidad, pues la humedad está en relación con la temperatura, la ventilación, etc., y también es aquel cuyo control resulta más importante, ya que es uno de los factores que favorece al desarrollo de agentes biológicos. (Bello, 2002)

Son múltiples los agentes biológicos que producen alteraciones de nuestros documentos: roedores, insectos, hongos y bacterias son los más destacables.  (Crespo, 1985)


Agentes Biológicos

Los agentes biológicos los podemos dividir en dos grupos bibliófagos, (que gustan de consumir papel y madera), a los que pertenecen la cucaracha, escarabajo, gusanos, termitas, piojos, comején y las hormigas, los cuales se reproducen en ambientes húmedos y oscuros; y los microorganismos, formados por dos grandes grupos, los hongos y las bacterias, cuya presencia trae consigo la infección de los documentos. (Bernal, 2010)

A continuación daremos una breve descripción de cada uno y sus efectos sobre la salud.


Hongos:

“Moho" es la palabra comúnmente  empleada para designar a los hongos criptográmicos,  esto es, los que se propagan mediante  esporas. (Crespo, 1985) http://unesdoc.unesco.org/images/0006/000635/063519so.pdf

Hongos filamentosos (moho) y hongos carnosos, el tallo (cuerpo) de los hongos filamentosos o carnosos está formado por filamentos largos de células unidas; estos filamentos que se denominan hifas, pueden crecer hasta proporciones inmensas. (Tortora, 2007)

En México José Luis Osorio Juárez, del Archivo General del Consejo de la Judicatura Federal, presentó los resultados de la investigación: Detección de hongos causantes de biodeterioro en los archivos del Consejo de la Judicatura Federal, realizada con apoyo de la Facultad de Medicina.

Fueron descubiertas 94 plagas distintas, con 119 colonias, en los espacios de Archivo General, Archivo Histórico, Archivo de Concentración, Centro de Atención de Documentos, Área de Limpieza y Desinfección, Área de Resguardo Temporal y Digitalización.

Esta cifra, explicó, es mínima en comparación con las mil 271 colonias encontradas en el Almacén General. Algunos de los organismos encontrados pertenecen a los géneros Penicillium, Cladosporium, Aspergillus y Alternaria, entre otros. http://www.dgcs.unam.mx/boletin/bdboletin/2011_554.html

La inhalación de estructuras fúngicas puede inducir en personas sensibles, patología alérgica respiratoria, tanto en las vías aéreas superiores como inferiores; las principales moléculas fúngicas involucradas en la fisiopatología de las alergias respiratorias, pueden desencadenar reacciones de hipersensibilidad de tipo I, (caracterizadas como cuadro de rinitis y asma), o anafiláctica. Los hongos más importantes desde el punto de vista alergológico, por su elevada cantidad en el ambiente y potencia alergénica, pertenecen a los géneros Alternaria, Cladosporium, Penicillium, Aspergillus, Fusarium, Helminthosporium, Epicoccum, Mucor, Rhizopus y Aureobasidiu, y a basidiomicetos tales como Schizophyllum comune. (Rodríguez, 2008)

1.       De entre estas la más común en cualquier ambiente donde se produzca moho es Aspergillus, que puede generar otros efectos en el organismo, no sólo de hipersensibilidad sino también de intoxicación por su ingestión y de invasión, nos referimos a la invasión de tejidos y órganos por hongos de este género; para estas situaciones, debe haber un estado de inmunodepresión (defensas bajas), paciente hipersensibles o en contacto con material contaminado. http://www.facmed.unam.mx/deptos/microbiologia/micologia/aspergilosis.html

2.       El segundo más común es del género Penicillium, el riesgo de inhalarlo en el caso de que sean individuos debilitados inmunológicamente, presentan infecciones del tracto respiratorio, el cual puede extenderse a través de los vasos sanguíneos, afectando el fluido cerebroespinal, riñones y endocardio, siendo así, un agente fatal. (Leite, 2012)

3.       El Cladosporium, en el humano puede causar infecciones, en especial en pacientes inmunodeprimidos ocasionando generalmente micosis cutánea e infecciones del sistema nervioso, además de infecciones en senos paranasales e infecciones de vías aéreas inferiores. (Garnica, 2012)

4.       Los hongos del género Alternaria, afectan principalmente a personas debilitadas inmunológicamente, normalmente son micosis superficiales (p.e. onicomicosis), cutáneas y subcutáneas y en raras ocasiones sistémicas (p.e. encefalitis). http://www.insht.es/RiesgosBiologicos/Contenidos/Fichas%20de%20agentes%20biologicos/Fichas/Alter%20spp.pdf


Bacterias

Distinguir a simple vista si un documento está infectado por hongos o bacterias suele resultar complicado si no tenemos constancia de terciopelo superficial o micelio evidente; por ello, ante un ataque masivo de microorganismos es recomendable que se realicen análisis biológicos que nos confirmen qué tipo de microorganismo es.

Es muy frecuente encontrar papeles con múltiples manchas de color marrón, algunos investigadores creen que es un microorganismo, cuyos ácidos orgánicos reaccionan químicamente con las impurezas de origen metálico del papel dando lugar a un proceso de oxidación, a este tipo de manchas se les denomina Foxing (imagen 1), actualmente todavía hay muchas dudas para determinar su origen y hay otros investigadores que abonan la idea de que es una variedad de hongo Aspergillus (Bello, 2002)



Imagen 1. 


Roedores y Aves

El asma y las alergias relacionadas con animales son reacciones exageradas del sistema inmunológico del cuerpo a las proteínas animales, también conocidas como alérgenos. Las fuentes de estos alérgenos son, entre otras, la caspa animal, las escamas, el pelaje o piel, los desechos corporales y la saliva.

La inhalación es una de las formas más comunes en la que los alérgenos entran al cuerpo; después de un período de tiempo (a menudo de varios meses y en ocasiones años), los trabajadores pueden haber inhalado cantidades suficientes de alérgenos para hacerse sensibles, es decir, se manifiestan síntomas si se exponen otra vez, aun a partículas muy pequeñas de estas sustancias.

Las fuentes de exposición a los alérgenos animales varían de acuerdo con las especies de animales. Por ejemplo, los más importantes han sido encontrados en la orina de ratas y en la orina, saliva y en la piel de los conejillos de indias (cobayas), la orina de las ratas contiene cantidades significativas de una proteína que también se encuentra en las muestras de polvo de los sistemas de ventilación de instalaciones que albergan animales.

La exposición a ratas, ratones y conejos ha sido relacionada frecuentemente con la aparición del asma ocupacional; la exposición a los pájaros se ha asociado con otras enfermedades respiratorias, entre ellas, la neumonitis por hipersensibilidad; una persona que se vuelve alérgica a una especie de animales, puede tener también reacciones a otras especies. Aun cuando sea baja la exposición a una de estas fuentes comunes de alérgenos animales puede ocasionar alergias, pero el riesgo aumenta a medida que se incrementa la exposición del trabajador (Bernal, 2010).


Efectos sobre la salud

La exposición a los alérgenos de animales transportados por el aire puede ocasionar inicialmente irritación nasal, de los ojos y de la garganta así como urticaria en la piel, casi el 50% de los trabajadores que tienen estos síntomas empiezan a presentar síntomas de asma como episodios recurrentes de tos, jadeo, presión en el pecho y dificultad para respirar, usualmente, los síntomas nasales aparecen primero, el asma ocupacional sin síntomas nasales no es común, una vez que la persona se ha sensibilizado a los animales, los síntomas de las alergias pueden presentarse a sólo unos pocos minutos de la exposición o pueden demorarse en aparecer hasta 8 horas o más. En casos graves, pueden presentarse reacciones anafilácticas, (entre ellas el shock), aunque esto es de muy rara ocurrencia. http://www.cdc.gov/spanish/niosh/docs/97-116_sp/


Insectos

Se ha informado también sobre especies diferentes a los mamíferos que causan síntomas respiratorios, por ejemplo, varios tipos de insectos.

Muchos insectos son responsables de diferentes enfermedades alérgicas de las vías respiratorias, debido a que sus segmentos corporales funcionan como antígenos inhalables, de hecho la mayor parte de los alérgenos clínicamente importantes se encuentran en el polvo de las casas. (Morfin, 2003)

Dentro de los archivos y bibliotecas es muy frecuente encontrar insectos que viven a expensas de los materiales constituyentes de los libros, documentos, planos, grabados, etc., son insectos que se alimentan de celulosa, de colas, de piel, etc. (Bello, 2002)


-          Lepisma

La Lepisma saccharina se conoce en México como “pececito de plata”, se trata de un hexápodo cosmopolita sin alas que no tiene metamorfosis y que posee tres filamentos más cortos que su cuerpo en el extremo caudal, este insecto es considerado longevo ya que puede vivir hasta 5 años.

Los segmentos de Lepisma saccharina se encuentran por lo común, en el polvo de las casas, su participación en el desarrollo de las enfermedades alérgicas de las vías aéreas no se ha investigado.

Morfin y Mendoza, hace notar que pacientes que presentaron alergias negando la presencia de cucarachas en sus casas, presentaron mejoría transitoria de su cuadro posterior a la fumigación de sus casas, en donde en el polvo se encontraba presencia de Lepisma. (Morfin, 2003)


-          Cucarachas

La mayoría de las cucarachas son plagas nocturnas ya que caminan y se alimentan por la noche y se esconden en lugares oscuros durante el día.
Enfermedades producidas por diversos organismos como las bacterias, se pueden establecer en el cuerpo de las cucarachas, así como diversas y severas enfermedades de tipo digestivo se han transmitido de manera experimental; diversos tipos de gastroenteritis aparecen como las principales enfermedades transmitidas por las cucarachas; los agentes patógenos que producen estas enfermedades, son transportados en las patas y cuerpos de las cucarachas, el excremento y mudas también contienen numerosos alérgenos que afectan ojos y piel, pero uno de los más importantes, son los que producen asma; cualquier tipo de contacto con las cucarachas puede producir las enfermedades antes mencionadas, sin embargo no están asociados con enfermedades epidémicas. http://www.respyn.uanl.mx/vi/3/ensayos/biologiadecucarachas_abcd.htm


-          Piojo del Libro

Los piojos de los libros, también llamados psocopteros, no son piojos en verdad. Aunque se asemejan a los piojos en forma y tamaño, los piojos de los libros se alimentan sólo del moho y hongos, sus patas traseras son más gruesas que las otras cuatro y se parecen a las patas de insectos saltarines, los piojos de los libros no saltan, pero corren con bastante velocidad; los piojos de los libros no muerden, no  transmiten enfermedades, no dañan los alimentos o las telas.
El piojo de los libros se alimenta del moho e invadirá los cereales y materiales similares que sostienen el crecimiento del moho. http://ento.psu.edu/extension/factsheets/booklice


-          Termitas

Son insectos que viven en comunidad atacando a la madera en todas sus formas: madera sólida o maciza, laminada, tableros, papel, etc., y destruyéndola en los edificios mal conservados, tanto en exteriores como en interiores, cuando su puesto en obra se realiza en contacto más o menos directo al suelo.

Se conocen alrededor de 2800 especies de termitas, la gran mayoría de las cuales se encuentran en zonas tropicales y sólo unas 80 constituyen algún riesgo económico. (Zanni, 2008)

Hasta el momento, no se ha demostrado que generen algún riesgo a la salud.


-          Carcoma

También conocidos como gusanos del libro. Es un nombre muy genérico para designar las larvas de muchas especies bibliófagas de comportamiento muy similar. El insecto deposita sus huevos relativamente superficiales y es la larva la que ejerce la acción perforadora segregando una sustancia gomosa que pega las hojas entre sí. Excreta un fino polvillo depositado en los túneles y en las estanterías que contienen los libros o documentos afectados. Permanece empapado en los túneles y emerge al exterior como insecto alado para reanudar su ciclo vital. A este grupo pertenecen los anóbidos, insectos del orden de los coleópteros (comúnmente conocidos como escarabajos) de múltiples especies. Habitantes frecuentes de los archivos y bibliotecas de las zonas húmedas y templadas (zona mediterránea, p.e.). La larva puede vivir empupada incluso años si las condiciones ambientales le son adversas. (http://biblioteca.semarnat.gob.mx/janium/Documentos/Ciga/Libros2011/QH77.P8B562011.pdf)

Hasta el momento no se ha comprobado que generen algún riesgo a la salud.


-          Ácaros

Los ácaros están presentes en casi todos los hábitats terrestres, marinos y dulceacuícolas. Aunque no existen ácaros voladores activos, estos artrópodos también se encuentran en el ambiente aéreo dispersados por el viento o por aerosoles debido a su pequeño tamaño. Factores ambientales como la temperatura, la humedad relativa ambiental y la disponibilidad de alimento son importantes en el desarrollo de los ácaros, estas condiciones varían en función de las especies de ácaros.

Desde el punto de vista sanitario, los ácaros tienen importancia como vectores de enfermedades y como causantes de enfermedades alérgicas.

En este último caso, pueden derivar en asma bronquial, siendo la causa de la enfermedad la presencia en el ambiente de los alérgenos presentes en los restos de mudas o heces, que provocan en el organismo la reacción alérgica. Estos mismos ácaros, al manipular el hábitat donde viven (granos almacenados, por ejemplo), pueden producir dermatitis alérgica. La ingestión de productos contaminados por ácaros puede ocasionar reacciones anafilácticas. http://www.insht.es/InshtWeb/Contenidos/Documentacion/FichasTecnicas/NTP/Ficheros/601a700/ntp_652.pdf

En resumen, los agentes biológicos mencionados, (con excepción de las termitas, carcoma y piojo de los libros), puede condicionar a padecimientos respiratorios, (rinitis alergia, asma), ojos (conjuntivitis) y dermatológicos (dermatitis, micosis).

Las medidas a considerar para prevenir la presencia de estos padecimientos serian las siguientes:

a)      Control de factores ambientales: Los parámetros estándar de conservación para libros y documentos hace tiempo se determinaron en 50% de humedad relativa y 18-20º C de temperatura, no obstante esto dependerá del lugar en el está situado el edificio. (Bello, 2002)

Sin embargo, en la actualidad se reconoce que probablemente no es práctico ni realista mantener la temperatura de un edificio en una misma cifra durante todo el año, especialmente en áreas que presentan variaciones extremas de temperatura, sin incurrir en grandes costos. Las fluctuaciones severas o “variaciones cíclicas” de temperatura y humedad relativa provocarán más daño que lecturas altas pero constantes; por lo tanto deben evitarse.

Si la temperatura sube sobre 20ºC (72ºF), es vital que los niveles de humedad relativa no aumenten o disminuyan más allá de los niveles aceptables. En instituciones, a menudo las temperaturas están determinadas por lo que se considera apropiado para el confort de las personas en actividades sedentarias, alrededor de 20-22ºC (68-72ºF).

Fijar los niveles de humedad relativa es siempre un compromiso y, en gran medida, está influenciado por diversos factores:

1)      La naturaleza de las colecciones
2)      Las condiciones climáticas locales
3)      La disponibilidad de recursos para el control ambiental

En lugares húmedos, donde la humedad relativa no baja más allá del 65%, y durante largos períodos es aún mayor, es necesario mantener una buena circulación del aire para evitar la formación de hongos.

En lugares secos, donde la humedad relativa raramente sube más allá del 45%, todo lo que se puede esperar es mantener un nivel entre 40 y 45%. Una vez más, la clave es evitar fluctuaciones, en un área donde la humedad relativa se mantenga idealmente a no menos del 45%. (Adcock, 1989)

Al controlar estos factores, no sólo se beneficia la colección documental al mantenerse en buen estado, también ayuda a disminuir la formación de moho, bacterias e impide que sea un lugar prospero donde puedan anidar insectos y roedores.

b)      Limpieza del material

Realizar limpieza rutinaria de pisos y estanterías con aspiradora o paños húmedos, no se deben usar plumeros.
Los paños para limpiar el polvo de los libros, deben reemplazarse frecuentemente y no utilizar los mismos con los que se realice la limpieza de los estantes. (Bernal, 2011)

Si el material ya se encuentra infestado y el brote de hongos es pequeño y el equipo limitado, lleve los objetos fuera del edificio; en un día tranquilo y cálido, cepíllelos con una brocha blanca suave en dirección opuesta a usted y a favor del viento, si se emplea una aspiradora debe tener un filtro HEPA (High Efficiency Particulate Airbone) (Adcock, 1989)

c)       Uso de Equipo de Protección Personal (EPP)

Recordemos que hablamos de que estamos expuestos a agentes biológicos por lo que el EPP, consistirá en batas, respirador, guantes desechables, y si se va a trabajar por un tiempo prolongado, cofia y protección en los ojos. (Martí 2000)
No es recomendable el uso de cubre bocas, los respiradores están diseñados específicamente para proporcionar protección respiratoria al crear un sello hermético contra la piel y no permitir que pasen partículas que se encuentran en el aire, entre ellas, patógenos.

Los cubre bocas pueden ayudar a bloquear las gotitas más grandes de partículas, derrames, aerosoles o salpicaduras, que podrían contener microbios, virus y bacterias, para que no lleguen a la nariz o la boca. Sin embargo, se usan principalmente para procurar proteger a los pacientes de los trabajadores de la salud, reduciendo su exposición a saliva y secreciones respiratorias. No crean un sello hermético contra la piel ni filtran los patógenos del aire muy pequeños, como los que son responsables de enfermedades de transmisión aérea. (NIOSH, 2015)

Respirador de partículas. Estos respiradores únicamente protegen contra materiales particulados. No brindan protección contra sustancias químicas, gases o vapores y su propósito es proteger únicamente contra niveles bajos de peligro. El respirador que cubre la cara y filtra el aire y que se conoce comúnmente como el "N-95" es un tipo de respirador de partículas. Los respiradores de partículas son "respiradores que purifican el aire", porque limpian el aire que usted respira de materiales particulados (imágenes 2 y 3)



Imagen 2. Cubrebocas


    Imagen 3. Respirador de partículas



Procedimiento para colocación y retiro de respiradores desechables

-          Antes de tocar el respirador, lávese las manos cuidadosamente con agua y jabón.

-          Si ha usado con anterioridad un respirador que le ha ajustado bien, debe volver a usar el mismo tamaño, modelo y la misma marca.

-          Revise si el respirador está en buenas condiciones. Si el respirador está dañado. NO LO USE. Consiga uno nuevo.

-          Cualquier cosa que se interponga entre el respirador y su cara hará que el respirador pierda eficacia. Evite que haya vello facial, hebras de cabello, joyas, lentes o prendas de vestir entre el respirador y su cara o que estos impidan el buen ajuste del respirador a su cara.

1.       Coloque el respirador en la palma de su mano con la parte que se coloca sobre la nariz tocando los dedos (imagen 4)

Imagen 4. 


2.       Agarre el respirador con la mano empuñada, con la parte que se coloca sobre la nariz tocando los dedos y dejando que caigan las bandas libremente sobre la mano (imagen 5)

Imagen 5. 


3.       Póngase el respirador debajo de la barbilla con la parte que se coloca sobre la nariz mirando hacia arriba. La banda superior se coloca sobre la cabeza, descansando en el área superior de la parte de atrás de la cabeza. La banda inferior se coloca alrededor del cuello y debajo de las orejas. Las bandas no se deben cruzar una sobre la otra. Si el respirador solo tiene 1 banda, debe descansar sobre el área superior de la parte de atrás de la cabeza (imagen 6)


 Imagen 6. 


4.       La mayoría de los modelos de respiradores desechables tienen un gancho de metal en la parte que cubre la nariz. Coloque la punta de los dedos de ambas manos en la parte superior del gancho de metal que cubre la nariz. Deslice hacia abajo la punta de los dedos por ambos lados del gancho de metal que cubre la nariz para moldear el área y que tome la forma de la nariz (imagen 7)


Imagen 7. 


Cuando se ponga un respirador siempre revise que esté bien ajustado, esto se puede realizar en dos pasos:

1.       Primero, coloque ambas manos sobre el respirador tapándolo completamente, después aspire un poco de aire para revisar si el respirador se ajusta totalmente a su cara, asegúrese de no cambiar la posición del respirador
 (imagen 8)

Imagen 8. 


2.        Luego, coloque las manos sobre el respirador tapándolo completamente y bote el aire por la nariz (imagen 9)


Imagen 9. 


3.       Si durante cualquiera de los pasos anteriores, se filtra aire alrededor de la nariz, reajuste la pieza de la nariz según lo indicado anteriormente. Si se filtra aire por los lados de la mascarilla, mueva las bandas a lo largo de la cabeza hasta que se obtenga un ajuste adecuado (imagen 10)


Imagen 10.


4.       Si no puede obtener un ajuste y sello apropiado, solicite la ayuda de otra persona, pruébese otro tamaño del mismo modelo o un modelo diferente, los diferentes modelos de respiradores se ajustan en forma diferente a la cara. NO trate de obtener un mejor ajuste haciéndole “nudos” a las bandas para acortarlas.


Al quitarse el respirador:

1.       La parte exterior del respirador puede estar contaminada, ¡NO LA TOQUE! (imagen 11)


Imagen 11. 


2.       Tome la banda inferior y hálela sobre la parte de atrás de la cabeza sin tocar el respirador, haga lo mismo con la banda superior y quítese el respirador con cuidado (imagen 12)


Imagen 12. 


3.        Bótelo en un recipiente para basura y lávese las manos cuidadosamente después de quitarse el respirador (imagen 13)


Imagen 13. 


Guantes: Los autores difieren en el tipo de guantes a usar, de algodón o de látex, independientemente del material de cual sean, deben cumplir con ciertos requerimientos:

-          Deben dar una protección eficaz sin suponer un riesgo adicional para el usuario, por lo que han de cumplir con los requisitos legales de fabricación, adaptarse a la anatomía y condiciones de salud de las personas que los usan y ser compatibles entre sí.

-          Al elegir los EPI hay que tener en cuenta que: la protección que ofrece el equipo sea la necesaria para el riesgo evaluado, que su uso no ocasione peligros adicionales, que en lo posible no interfiera en el proceso productivo y que se adapte a las condiciones de salud y ergonómicas de cada usuario. http://www.insht.es/InshtWeb/Contenidos/Documentacion/TextosOnline/ErgaPrimaria/2005/Numero15_2005.pdf

Sólo hay unos puntos a resaltar, que aplicar a cualquier EPP, como la marca la NOM-017 STPS 2008, deben estar en buen estado (si estuvieran rotos, no hay que repararlos, hay que desecharlos), deben de ajustar de modo que permitan movimientos libres y seguros y no entorpezcan la labor a realizar y deben ser para uso exclusivo del área de trabajo.

En el caso de usar guantes de algodón, se deben de limpiar de tiempo en tiempo, no se puede definir un periodo específico, porque dependerá de las jornadas de trabajo y de que tan sucios estén los libros.

Respecto a los guantes de látex, se deben desechar en cuanto se termine la jornada de trabajo.

Además, en ambos casos, es recomendable mantener las uñas cortas.


Utilización correcta de los guantes:


  1. Colocación: Extienda los guantes para que cubran la parte del puño de la manga o la bata de aislamiento. http://www.msssi.gob.es/servCiudadanos/alertas/pdf/protocoloCentrosSanitarios.pdf


Cómo quitarse los guantes:

1.       Con guantes en ambas manos, estire del exterior de uno de los guantes desde la parte superior de la muñeca, con cuidado de no tocar la piel (imagen 14)

Imagen 14. 


2.       Retire este primer guante, alejándolo de su cuerpo, desde la muñeca hasta las puntas de los dedos y dándole la vuelta (imagen 15)

Imagen 15. 


3.       Sujete el guante que acaba de retirar con la mano que aun tiene el guante (imagen 16)

Imagen 16. 


4.       Con la mano que no tiene el guante, retire el segundo guante insertando los dedos dentro del mismo por la parte superior de la muñeca (imagen 17)

Imagen 17.


5.       Dele la vuelta al segundo guante alejándolo del cuerpo y meta el primer guante dentro del segundo (imagen 18)

Imagen 18. 


6.       Deseche los guantes con seguridad. No reutilice los guantes (imagen 19)

Imagen 19. 


7.           Lávese las manos inmediatamente después de quitarse los guantes y antes de tocar otros objetos o superficies (imagen 20). http://espanol.cdc.gov/img/cdc/ES_40525.pdf?pdf=image

Imagen 20. 


d)      Medidas higiénicas:
Posterior a manipulación de los archivos o documentos contaminados, lavado de manos antes de tocar otros objetos o superficies.

Las batas y todo el EPP son para uso exclusivo del área de trabajo, no se debe de utilizar como ropa del diario.

Estas medidas son para no esparcir los agentes biológicos correspondientes a moho y bacterias.


Conclusiones:

Las condiciones de humedad y temperatura desfavorables, además de dañar los archivos, también favorecen a la generación de ácaros, moho, bacterias, amidación de insectos y roedores, lo cual repercute en la salud del trabajador, mediante la presencia de enfermedades alérgicas (rinitis, asma, conjuntivitis), que pueden derivar a complicaciones respiratorias (neumonitis) y que además, pueden generar también padecimientos dermatológicos (dermatitis, micosis)
Lograr condiciones óptimas de temperatura y humedad puede llegar a ser difícil, debido a lo cambiante que puede ser el clima en algunas regiones del país, además de que algunas instalaciones no fueron construidas para la conservación de documentos, sino que fueron construcciones que se modificaron para tal fin, es por ello, que para poder controlar los casos de personal que ya cuenta con alguno de los padecimientos mencionados, y prevenir la aparición de nuevos casos, se debe hacer énfasis en las medidas de limpieza de los acervos y de las áreas en donde se encuentran.

Y no es menos importante, capacitar al personal sobre las ventajas del uso del equipo de protección personal y su correcto manejo.


Rafael García Martínez
Maestro en Ciencias en Salud Ocupacional Seguridad e Higiene
Ced. Prof. 9687992


Mónica Figueroa Cisneros
Corrector de estilo





Bibliografía:

1)      Crespo Carmen, Viñas Vicente. (1984). La preservación y restauración de documentos y libros en papel: Un estudio del RAMP con directrices. París, Francia. Programa General de Información y UNISIST. http://unesdoc.unesco.org/images/0006/000635/063519so.pdf Consultado el 3 de mayo 2016.

2)      Bello Urgellés Carmen, Angles Borrel Crehuet (2002) El patrimonio bibliográfico y documental. Claves para su conservación preventiva. España. Ediciones Tea, S.L.

3)      Fermín Bernal Narváez. (2010) Revista del Sistema Estatal de Documentación del Estado de Mexico. Año 18 enero-diciembre 2010 Los Agentes de Deterioro y la Conservación de los Documentos en Soporte de Papel en los Archivos. Estado de México, México.

4)      Gerard J. Tortora, et al. (2007). Introducción a la microbiología. Editorial panamericana, Buenos Aires, Argentina.

5)          Méndez Tovar Luis  J.  (2015). Aspergilosis. Departamento de Microbiología y Parasitología – Recursos en Micología. UNAM. México.  http://www.facmed.unam.mx/deptos/microbiologia/micologia/aspergilosis.html  Consultado el 3 de mayo 2016.

6)          Rodríguez Orozco, Alain R. et al. (2008) Géneros fúngicos aislados de pacientes con rinitis alérgica y su relación con la prueba de hipersensibilidad subcutánea de Prick. Rev. Mex. Mic, vol.28, no.spe, p.89-94.

7)          Leite Júnior Diniz Pereira, et al. (2012) Biodiversity of Aspergillus spp and Penicillium spp residing in libraries. J Infect Developing Countries 2012; 6(10): 734-743.

8)          Garnica Escamilla Marco Antonio, et al. (2012). Cladosporium sp. El paciente quemado Rev Hosp Jua Mex; 79(4)  : 271-272.

9)          Morfín Maciel Blanca María, Mendoza  Froylán. (2003) Lepisma saccharina: un alérgeno inadvertido. Rev Alergia Mex; 50(1)  : 25-27

10)     Enrique Zanni. (2008) Patología de la madera. Degradación y rehabilitación de estructuras de madera. Enrique Zanni. Editorial Brujas., Córdoba, España.

11)     Fermín Bernal Narváez. (2011). Revista del Sistema Estatal de Documentación del Estado de México. Saneamiento y control de plagas en los archivos. P. LAP.  Estado de México, México.

12)     Adcock, Edward P. et al. (1998). IFLA Principios para el cuidado y manejo de material bibliográfico. Chile. Dibam Chile. http://www.ifla.org/files/assets/pac/ipi/ipi1-es.pdf Consultado el 3 de mayo 2016.

13)     Martí Solé M. Carmen. (2000). NTP 571: Exposición a agentes biológicos: equipo de protección individual. Instituto Nacional de Seguridad e Higiene en el Trabajo. Ministerio de Trabajo y Asuntos Sociales. España. http://www.insht.es/InshtWeb/Contenidos/Documentacion/FichasTecnicas/NTP/Ficheros/501a600/ntp_571.pdf Consultado el 3 de mayo 2016.

14)     Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH). (2015). Conozca su respirador: Su salud podría depender de ello. Atlanta, U.S.A. http://www.cdc.gov/spanish/niosh/docs/2013-138_sp/ Consultado el 3 de mayo 2016.

15)     Instituto Nacional para la Seguridad y Salud Ocupacional (NIOSH). Cómo ponerse y quitarse adecuadamente un respirador desechable.http://www.cdc.gov/spanish/niosh/docs/2010-133_sp/pdfs/2010-133_sp.pdf Consultado el 3 de mayo 2016.

16)     Center for Disease Control and Prevention (CDC). Como quitarse los guantes. http://espanol.cdc.gov/img/cdc/ES_40525.pdf?pdf=image Consultado el 3 de mayo 2016.

17)     Ministerio de Sanidad y Política Social. (2009). Recomendaciones para la prevención y el control de la infección en centros sanitarios ante casos de infección por nuevo virus de gripe A/H1N1. Gobierno de España. España. http://www.msssi.gob.es/servCiudadanos/alertas/pdf/protocoloCentrosSanitarios.pdf Consultado el 3 de mayo 2016.